Hasta 184 municipios españoles destinaron en 2014 más del 20% de su presupuesto al pago de la deuda. El municipio leridano de La Fuliola destinó el 74% de su presupuesto a este concepto.


La Fuliola es un municipio de 1.294 habitantes situado en la provincia de Lleida. En los presupuestos aprobados para 2014, su ayuntamiento destinó casi 2,5 millones de euros a pagar la deuda de su municipio. Un 74% de los tres millones presupuestados para ese año. Es el municipio español que en 2014 destinó el mayor porcentaje de sus gastos anuales al pago de su deuda pública. Cada habitante tocaba a 1.857 euros.

Hace una década, en plena época de bonanza económica, el ayuntamiento de La Fuliola decidió construir una residencia de ancianos municipal con capacidad para 68 personas más 25 plazas en el centro de día. La residencia iba a costar 1,7 millones de euros pero terminó costando más de tres millones de euros. Era una residencia para 68 personas en un municipio donde 303 habitantes tienen más de 65 años.

Los terrenos sobre los que se asienta la residencia son los del antiguo campo de fútbol. El consistorio gobernado por CiU había optado en 1996 por dedicar el espacio público a la construcción de viviendas unifamiliares. Cinco años después, se aprobó la construcción de la residencia y se constituyó un patronato municipal para su edificación y para su gestión.

La obra se financió mediante un crédito de 1,9 millones de euros del Banco Sabadell que el consistorio debía devolver en un plazo de 15 años. La residencia se terminó en 2005 pero no estuvo operativa hasta 2010.

El ayuntamiento intentó abrir la residencia en 2007 mediante una concesión administrativa pero el proceso se bloqueó en el pleno. El consistorio no tenía dinero ni para pagar el mobiliario. Se debía dinero al constructor, al arquitecto y al banco. Al llevar varios años cerrada, la obra había sufrido el vandalismo y ni siquiera cumplía con la normativa antiincendios. En 2009 el patronato renegoció el préstamo del banco pero convirtió al ayuntamiento en avalista de la deuda.


Todos los datos de La Fuliola


En las elecciones de 2011, el partido Independents per La Fuliola i Boldú-Acord Municipal se hizo con el consistorio. Es un partido formado en abril de 2011 por personas independientes del pueblo de diferente ideología. Su alcalde, Eduard Piera, que se declara republicano, explica a EL ESPAÑOL que cuando accedió a la alcaldía en la caja del ayuntamiento sólo había 6.000 euros “para pagar las extras de los empleados municipales” y una enorme deuda de la que nadie se hizo cargo en el pasado.

En una sesión extraordinaria del Patronato que se celebró el 3 de diciembre de 2013, se decidió vender la residencia por 2,3 millones de euros. En agosto de 2014 se adjudicó a la empresa Serveis Lleida Global Grup, S.L. que también gestiona otras dos residencias en la zona. La residencia privada acreditada por el ICASS (Insitut Català d’Assistència i Serveis Socials) oferta plazas privadas y plazas PEV (con prestación económica vinculada), previa resolución del grado de dependencia y recursos financieros disponibles. El coste de una plaza privada en la residencia para un grado de dependencia bajo y medio está en torno a los 1.600 euros mensuales.

El consistorio de La Fuliola ha mejorado su situación financiera. En los presupuestos aprobados para 2015 la partida destinada para hacer frente a la deuda pública ha bajado hasta los 60.000 euros. Gracias a la venta y al plan de pago a proveedores, el ayuntamiento vuelve a respirar.

Otras ciudades endeudadas

Hay otros municipios como La Fuliola. Caracena (Soria), Fresneda de Altarejos (Cuenca) y Sant Llorenç de Morunys (Lérida) destinaron más del 50% del presupuesto de 2014 al pago de la deuda. Son municipios de menos de 1.000 habitantes. En total, 184 municipios españoles designaron ese año más del 20% de su presupuesto a hacer frente a este concepto.

Madrid es la ciudad que más dinero destina de su presupuesto al pago de la deuda en términos absolutos. En 2014 más de mil millones se fueron en este concepto, lo que supuso el 25% del total de los gastos del ayuntamiento. Además de lo presupuestado, Madrid destina al pago anticipado de deuda el superávit que conseguido en los últimos años. Le siguen en este ranking las siguientes ciudades de más de 50.000 habitantes: Alcorcón (Madrid) (21%), El Ejido (Almería) (23%), La Línea de la Concepción (Cádiz) (25%), Collado Villalba (Madrid) (21%) y Arganda del Rey (Madrid) (21%).

Explora todos los datos de tu ciudad antes de votar en ‘España en cifras’